Skip to content

Guía 2021 Ayudas para empresas

Descubre cuáles son los principales incentivos para las empresas e industrias y cómo solicitarlos.

Ayudas para empresas

Reconstruir Europa. Esas dos palabras marcarán el camino de las ayudas para empresas del viejo continente. La Unión Europea ha puesto en marcha unos paquetes de estímulos sin precedentes enfocados en cumplir tres objetivos:

  • Promover la investigación y la innovación.
  • Caminar hacia la transición climática.
  • Fomentar la recuperación y la resiliencia empresarial.

Desgranamos las principales ayudas para empresas de 2021: por tipos de ayuda, por organismo, por tipo de proyecto y sector industrial.

Tipo de concesión

Subvenciones

Una subvención es toda disposición dineraria realizada por los Organismos Públicos a favor de personas públicas o privadas sin necesidad contraprestación directa por parte de los beneficiarios y que está sujeta al cumplimiento de un objetivo, proyecto o actividad de utilidad pública o interés social. 

Tipos de subvenciones:

Concurrencia competitiva

Procedimiento a través del cual la concesión de las subvenciones se realiza mediante la evaluación de las solicitudes presentadas, con objeto de establecer la prioridad de asignación entre ellas de acuerdo con los criterios de evaluación de la subvención.

De esta forma, se entregan los fondos asignados a la convocatoria a las empresas con mayor puntuación o se prorratea los fondos basándonos en unos criterios de puntuación. 

Concurrencia simple, o no competitiva

Procedimiento según el cual las empresas beneficiarias reciben, en estricto orden cronológico y siempre que se disponga de presupuesto suficiente, la contraprestación asignada por el Organismo Público convocante en la resolución de concesión de la ayuda.

Asignación Directa

Préstamo blando

Un préstamo blando es un crédito por el cual una entidad financiera pone a disposición del cliente cierta cantidad de dinero, que deberá devolver con intereses y según los plazos pactados y, habitualmente, dichos intereses y/o plazos son concedidos de forma muy favorable para el prestatario, con la contrapartida de deber ser utilizados para un fin concreto.

Los Préstamos blandos son concedidos por determinados entes como ICO, ENISA, CDTI, BEI, ICF, etc.

Incentivo fiscal

Los incentivos fiscales son medidas establecidas por la Administración para fomentar determinados comportamientos o para diferenciar entre tipos de empresas. 

Bonificaciones y deducciones

Bonificaciones:

Existen distintos tipos de bonificaciones a las cotizaciones de la Seguridad Social en el ámbito de la contratación y de la formación.

Por ejemplo, se pueden realizar Bonificaciones del 40 por ciento en las aportaciones empresariales a las cuotas de la Seguridad Social del personal investigador, concretamente, de aquellos trabajadores incluidos en los grupos 1, 2, 3 y 4 de cotización al Régimen General de la Seguridad Social.

Para poder optar a esta bonificación deben dedicar, de forma exclusiva, la totalidad de su tiempo de trabajo en la empresa a estas actividades.

Deducciones

Existen distintas deducciones al Impuesto de Sociedades de las cuales las empresas pueden beneficiarse, tanto en actividades de Investigación y Desarrollo como en actividades culturales, pero también deducciones por creación de empleo, contratación de personal con diversidad funcional y otras. 

  • Investigación y Desarrollo e Innovación Tecnológica (I+D+i)
  • Inversiones e instalaciones medioambientales
  • Creación de empleo para trabajadores con diversidad funcional
  • Creación de empleo para emprendedores
  • Edición de libros y producción cinematográfica
  • Reinversión de beneficios extraordinarios
  • Gastos en actividades de formación profesional 
  • Inversión de beneficios para entidades de reducida dimensión

Instrumento o certificación para ser beneficiario de determinadas ayudas

Sello PYME Innovadora

Este reconocimiento obtenido a través del Ministerio de Ciencia e Innovación permite obtener algunas ventajas respecto al resto de empresas, entre ellas:

Permite compatibilizar las Deducciones por actividades de I+D+i con las Bonificaciones en cuotas a la Seguridad Social del personal investigador. 

Este distintivo valoriza la capacidad de innovación de las empresas, por ello se suele usar con fines promocionales o para facilitar el acceso a convocatorias de ayudas de I+D+i.

Registro de Electrointensivos

Inscribirse en el Registro de Empresas Electrointensivas tiene amplias ventajas para aquellas que cumplan con las condiciones de gran consumidora de electricidad. Ser un consumidor electrointensivo tiene determinadas obligaciones, pero también dos ventajas principales:

La posibilidad de participar en las Convocatorias de ayudas a los consumidores electrointensivos, que compensan parte de los costes extrapeninsulares y la financiación de apoyo para la electricidad procedente de fuentes renovables en la factura de la electricidad.

La inclusión en el Fondo de Garantías de Empresas Electrointensivas, un mecanismo de cobertura de riesgos que facilita a los grandes consumidores eléctricos la compra a plazos de electricidad procedente de fuentes renovables.

Registro de PERTES

Los PERTES son una figura jurídica de nueva creación para la ejecución de Grandes Proyectos tractores para la transformación de la economía española, impulsados por los fondos Next Generation EU. Estos grandes proyectos se establecerán en convocatorias públicas y, para acceder a algunas de ellas, se deberá estar incluido en el Registro Estatal de entidades interesadas en los PERTES.

Organismo gestor

Las oportunidades de financiación u otros tipos de ayuda para proyectos de distinta naturaleza son abundantes, y su combinación óptima hace viable y amplía las posibilidades de dichos proyectos. Los distintos organismos fijan planes y objetivos, como la Agenda 2030 o planes específicos de digitalización o sostenibilidad, por ejemplo, y ofrecen ayudas para su ejecución. En el ámbito concreto de las subvenciones u otras ayudas parcialmente reembolsables, así como de los préstamos blandos, existen numerosas oportunidades de ayuda y, cada vez más, se torna necesario conocer cuáles son las que mejor se adaptan a las necesidades del proyecto que se quiere realizar. Por ello, aquí tratamos de esquematizar qué líneas ayudas y qué organismos concretos las convocan en las distintas áreas geográficas consideradas:

Europa

Las ayudas de ámbito europeo son muy variadas y algunas líneas cuentan con gran cantidad de financiamiento, con la contrapartida de existir una elevada competencia y una tasa de concesiones que a veces es solamente del 10% de los solicitantes.

Actualmente nos encontramos en un periodo de transición entre el ya finalizado Marco Financiero Plurianual 2014-2020, que seguirá ejecutando los proyectos que hubieran recibido financiación dentro del marco del programa, y el nuevo MFP 2021-2027 del que aún no se disponen gran cantidad de detalles, pero que irán apareciendo hacia finales del primer trimestre de 2021 con los correspondientes Work Programmes de los principales instrumentos que la Unión Europea usa para ejecutar los presupuestos y para cumplir con los objetivos, estrategias e iniciativas que va estableciendo. 

Además, debido a la crisis sanitaria derivada de la COVID-19, se ha derivado otra económica de grandes proporciones, sobre todo en aquellos países a las orillas del mediterráneo, que han quedado fuertemente afectados. Por ello, los Estados miembros Unión Europea han respondido con una emisión conjunta de bonos nunca antes realizada, que ha servido para elaborar un programa de choque, el Next Generation EU, que consta de 750.000 millones de euros divididos entre ayudas directas y préstamos a los Estados Miembros. España, en concreto, recibirá aproximadamente el 20% de estos fondos, siendo el máximo beneficiario de estas ayudas con 150 mil millones de euros, de los cuales el 55% serán ayudas no reembolsables y el resto préstamos.

De los dos puntos anteriores se deriva un asunto clave para entender la complejidad de las ayudas europeas, hay fondos de la Unión Europea que se trasladan a los Estados miembros para su ejecución, mientras que otros fondos deben ser solicitados directamente en convocatorias que la Comisión Europea publica periódicamente en su base de datos.

Los programas de financiación de la Comisión Europea llegan a sumar más de 50 entre los que se encuentran programas muy destacados como Horizonte Europa o FEDER, y resulta clave conocer cuáles son ejecutados a través de los Estados Miembros y cuáles son de gestión centralizada europea.

Fondos ejecutados conjuntamente

Cerca del 80% de los Presupuestos de la Unión Europea se gestionan en colaboración con los Estados Miembros, particularmente a través de 5 fondos principales que comprenden cerca de la mitad del presupuesto europeo.

  • Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER): 278.000 millones de euros
  • Fondo Social Europeo (FSE): 121.000 millones de euros
  • Fondo de Cohesión: 72.600 millones de euros
  • Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER): 150.000 millones de euros
  • Parte importante de la Política Agraria Común (PAC)
  • Fondo Europeo Marítimo y de Pesca (FEMP): 7.860 millones de euros

*Los datos corresponden al MFP 2014 – 2020.

Fondos ejecutados por la Comisión Europea u Agencias Ejecutivas de la UE:

  • Programa LIFE
  • Horizonte Europa (sucesor de H2020)
  • Europa Creativa
  • Erasmus
  • Interreg

La forma de concesión de la financiación dentro de los distintos programas suele ser en forma de subvención directa; préstamos, garantías o capital que se trasladan a las correspondientes entidades financieras locales; subsidios gestionados por los Gobiernos nacionales y, finalmente, premios que fomentan la resolución de desafíos. 

Además, la Comisión Europea realiza compras de bienes y servicios para uso interno en forma de contratos públicos a través de licitaciones.

Distintas organizaciones pueden ejecutar los programas que se han mencionado anteriormente. A nivel europeo, destaca el European Institute of Innovation & Technology (EIT), integrado con H2020, que ejecuta parte de los fondos de este programa destinado a la innovación en el marco de la Unión Europea y dispone de algunos programas específicamente dirigidos a PYMES y start-ups. 

Por otro lado, muchos de los proyectos directamente ejecutados por la UE muestran unos objetivos y unas estrategias ya establecidas, que tiene como consecuencia la posibilidad de participar en los programas para la consecución de dichos objetivos, pero siempre de forma coordinada con decenas de actores de distintos ámbitos (públicos, privados, tecnológicos, investigadores, etc.).

Nacional – Gobierno Español

A escala nacional la competencia es menor que a escala europea, por tanto, los requisitos y los esfuerzos para conseguir financiación son menores. Los proyectos a escala nacional implican menor coordinación con otros agentes que los proyectos europeos, de forma que suelen mostrar menor complejidad e implicar menor presupuesto.

Hablábamos anteriormente de los fondos europeos ejecutados conjuntamente entre la Comisión Europea y los Estados Miembros. Para el interés de las empresas, el fondo europeo que más líneas dispone para ellas es el FEDER.

Fondos FEDER

Los fondos FEDER suponen para España 29.500 millones de euros, algo más de un 10% de los mismos. 

Para recibir dichos fondos, España debe remitir a la Comisión Europea un plan de inversión con las temáticas principales y su correspondiente repartición presupuestaria. Dicho plan se conoce en España como el Plan Operativo Plurirregional de España (POPE), además de un pequeño plan específico para el desarrollo de PYMES. De la misma manera, cada Comunidad Autónoma debe remitir un plan regional propio de forma de que los fondos FEDER también se canalicen hacia ámbitos con un conocimiento más amplio de la realidad y las necesidades específicas de cada Comunidad Autónoma. 

El control que aplica la Comisión Europea sobre la realización de los planes de inversión FEDER también se extiende a un control sobre la ejecución de los fondos. 

Hasta el momento, la ejecución de fondos FEDER en España durante el periodo 2014 – 2020 ha sido del 26%, una cantidad muy baja en comparación con el resto de los Estados Miembros como, por ejemplo, Holanda, que ha ejecutado cerca del 62% de los fondos asignados. Esta problemática debe ser señalada, pero también debe ser considerada como una oportunidad para mejorar la ejecución de los fondos que nos son asignados y, con ello, lograr organizar una economía con más músculo.

Los Fondos FEDER disponen, en las distintas áreas temáticas, un Organismo gestor que es encargado de ejecutar los fondos dedicados a dicha área temática. Por ejemplo, el Objetivo Temático 4 (OT4) trata de favorecer el paso a una economía de bajo nivel de emisión de carbono en todos los sectores y su Organismo Gestor es el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía (IDAE).

En el ámbito nacional encontramos las iniciativas puestas en marcha por los Organismos Públicos nacionales, principalmente los distintos ministerios españoles, pero también organismos como el CDTI, Red.es, ICEX, etc.

Dichas iniciativas, en caso de cumplir alguno de los Objetivos Temáticos del POPE, serán elegibles para cofinanciación con fondos FEDER.

Además de a través de los Fondos Europeos, las convocatorias de ayudas también se articulan con otras partidas de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) o de distintos fondos como, por ejemplo, el Fondo de Eficiencia Energética.

Los PGE asignan a los distintos Organismos ejecutores, que dependen de los Ministerios, los fondos correspondientes para su ejecución. Actualmente, los esquemas de ayudas se fundamentan en una regulación nacional y comunitaria que debe ser cumplida. Un aspecto relevante de esta legislación, es el establecimiento por parte de cada Ministerio de un Plan de Ayudas multianual detallado que sea consecuente con los objetivos y estrategias (nacionales, comunitarias, etc.) y que permita establecer qué convocatorias se van a realizar con una previsión de 2 o 3 años.

Comunidades autónomas, provincial o municipal

Comunidad Autónoma

De forma muy similar a las ayudas de ámbito nacional se articulan las ayudas en las Comunidades Autónomas. Cada CC.AA. dispone de su Plan Operativo Regional FEDER que condiciona la ejecución de dichos fondos. También dispone de un presupuesto autonómico que se canaliza a través de las Consejerías que elaboran un Plan de Ayudas que finalmente serán ejecutadas por los Organismos designados para tal función.

Provincial o Municipal

A nivel de Provincial y a nivel Municipal las ayudas para la realización de proyectos empresariales suelen menguar en la mayoría de Comunidades Autónomas, salvo la notable excepción del País Vasco, cuyas Diputaciones tienen la condición de fueros y, por tanto, una mayor autonomía para su organización interna. Las ayudas de las Diputaciones forales vascas cuentan con una estructura similar a la que se ha venido mencionando para las CC.AA. y el ámbito estatal, así como con unos presupuestos elevados que permiten llevar a cabo proyectos empresariales en distintos ámbitos temáticos como la digitalización, la eficiencia energética, la economía circular, la internacionalización, y otras.

En el resto de casos, el ámbito municipal y de diputaciones suele estar enfocado a la concesión de ayudas relacionadas con el ámbito social, cultural y con el bienestar de las personas, especialmente de aquellos colectivos de personas más vulnerables. 

Tipo de Sector

Industria

La coordinación de la política monetaria con una creciente política fiscal ha venido obteniendo buenos resultados en la Unión Europea desde hace cerca de una década tras la Crisis de 2008. Tras la Pandemia está tendencia se ha implantado firmemente a través del nuevo Marco Financiero Plurianual 2021 – 2027 y el NEXT GENERATION EU.

¿Qué tiene que ver esto con la industria? 

Fundamentalmente, la política fiscal europea está encaminada a impulsar sus planes y programas, que se basan en la digitalización, la innovación, la ecología y el respeto por el medio ambiente, así como la salud, la igualdad y el bienestar de las sociedades. La industria es una pieza clave para conseguir estos objetivos.

La industria genera resiliencia y grandes arrastres en las economías y, por ello, la Unión Europea ha decidido realizar crecientes esfuerzos presupuestarios para desarrollar una industria basada en la constante innovación y enfocada a resolver los problemas y grandes retos del conjunto de la sociedad como el cambio climático, el envejecimiento poblacional, etc.

Como hemos observado, las grandes estrategias europeas y los grandes presupuestos se canalizan finalmente en forma de convocatorias, licitaciones, préstamos, etc. de forma directa en la Unión Europea, o a través de los Estados Miembros que, a su vez, también disponen de estrategias propias que también están alineadas con las de rango comunitario e internacional.

La industria puede beneficiarse de las convocatorias de distintas maneras, pues existen distintos tipos de proyectos a los que se pueden acoger. 

Servicios

Los servicios son el componente principal de un país, sin embargo, buena parte de estos son servicios a la industria en forma de consultoría, asesoría, gestoría, ingeniería, reparación, etc. Conforme la complejidad de la producción industrial aumenta, los servicios a la industria de productos intermedios también lo hacen, sumado al proceso de externalización empresarial llevado a cabo a inicios del presente siglo y su posterior alineación en forma de clústeres o asociaciones empresariales de distinta naturaleza. 

A diferencia de la industria, resulta más difícil medir la competitividad, la productividad y la eficiencia del sector servicios. Aun así, hay medidas que pueden llevar a cabo que incrementan estos indicadores de forma notable. De tal forma, las empresas del sector servicios también puede beneficiarse de las ayudas a la I+D+i en procesos, servicios y organización empresarial y de las ayudas a la digitalización, la internacionalización e incluso algunas de eficiencia energética para mejorar el desempeño energético de sus oficinas.

Tipo de Proyecto

Ayudas a la digitalización de las empresas:

Independientemente del sector en el que se opere, la digitalización provee de ventajas competitivas para las empresas. La digitalización es un término amplio que incluye, aunque no solo:

  • Mejoras de la red de conectividad de las empresas.
  • Herramientas para la mejora de la competitividad de las empresas.
  • Teletrabajo
  • Cloud Computing
  • Comercio electrónico y CRM
  • ERP
  • Implantación de medidas de ciberseguridad.

Ayudas a la eficiencia energética en las empresas:

La eficiencia energética, además de proporcionar elevados ahorros de costes en energía, ayudan a rebajar la contaminación y a lograr sociedades más saludables y resilientes. Las medidas van encaminadas a:

Mejorar las calificaciones energéticas de los edificios, ya sean de uso empresarial, residencial o industrial mediante actuaciones en la envolvente térmica de los edificios, cambios de elementos de gran consumo como los sistemas de calefacción, las instalaciones de ACS y la iluminación entre otros.

Mejorar la eficiencia energética de las empresas industriales mediante cambio de máquinas y otras actuaciones en dependencias productivas.

Ayudas a la instalación de sistemas de generación de electricidad renovable:

Fundamentalmente instalaciones de energía solar fotovoltaica e instalaciones de generación eólica.

Investigación y Desarrollo (I+D)

Las ayudas de Investigación y Desarrollo son muy numerosas debido a su elevada recompensa y riesgo. Los Estados Miembros, así como la Unión Europea en su conjunto, impulsan en gran medida estas actividades consideradas fundamentales para mantener a las economías a la vanguardia del desarrollo.

Los 9 niveles de Investigación y Desarrollo establecidas por el Technology Readiness Level (TRL) muestran la heterogeneidad de las fases de investigación en lo que a necesidades se refiere. Los TRL pertenecientes a I+D suelen ser desde 1 hasta 6, luego el componente I+D minora y lo que se realiza es, en gran medida, innovación.

Las ayudas a la I+D empresarial o industrial (TRL 4 – 7) suele realizarse recogiendo de los resultados de la investigación fundamental (TRL 1 – 4) que se lleva a cabo en universidades, centros tecnológicos y otros entes investigadores. Con dichos conocimientos, la I+D empresarial tiene por objetivo generar productos, procesos o servicios que puedan avanzar hacia su oferta en el mercado. 

La I+D empresarial o industrial suele recibir ayuda en dos componentes, una parte de préstamo reembolsable y otra parte de subvención a fondo perdido.

Las actuaciones que suelen subvencionarse en este tipo de proyectos son, aunque no exclusivamente: 

  • Gastos de personal investigador
  • Costes de instrumental y material relacionados con el proyecto, o su correspondiente amortización
  • Costes de investigación contractual, conocimientos y adquisición de patentes
  • Otros gastos indirectos del proyecto

Innovación (+i)

Una vez realizadas las actuaciones de I+D por parte de la cadena de valor de la generación de conocimiento, las actuaciones que se deben realizar son aquellas que no modifican profundamente la solución pero que son necesarias para adaptarlo a casuísticas concretas o a las necesidades y demandas del mercado.

Los niveles TRL para este tipo de actuaciones son 8 – 9 y la forma en que estas actuaciones se financian suelen ser préstamos reembolsables y pequeñas subvenciones sujetas a requisitos de mínimis (requisitos provenientes de reglamentación europea que impide a las empresas acumular más de 200.000 euros en subvenciones durante tres ejercicios consecutivos).

Las actuaciones que suelen subvencionarse en este tipo de proyectos son, aunque no exclusivamente: 

  • Incorporación y adaptación de tecnologías emergentes a la empresa, así como adaptación y mejora de tecnologías a nuevos mercados.
  • Aplicación del diseño industrial e ingeniería de producto y proceso para la mejora tecnológica de los mismos.
  • Aplicación de métodos de producción y suministro nuevos o sustancialmente mejorados.
  • Costes de adquisición de activos fijos que mejoren el desempeño de la empresa.
  • Costes de personal, materiales, servicios, subcontrataciones, auditorías, etc. 

Crecimiento e Internacionalización

Las ayudas al crecimiento de las empresas en los mercados internacionales son especialmente relevantes en aquellas regiones con mayor propensión exportadora como son Cataluña y el País Vasco, cuya tradición en negocios internacionales es larga.

Estas ayudas suelen impulsar actuaciones de introducción o fortalecimiento de negocios en otros países, generalmente aquellos considerados estratégicos por el programa en cuestión pues, no se puede olvidar el carácter estratégico que tiene para los Estados el desarrollo de un determinado tipo de comercio internacional. 

Los gastos que estos programas cubren suelen ser estudios de mercado, estudios de desarrollo estratégico internacional, planes de marketing, costes de personal, gastos de viaje, ferias (por medios propios o a través de la agencia de internacionalización) y otros costes de consultoría. También suele ser habitual la realización de sesiones de coaching o mentoring por parte de los organismos convocantes, que suelen ser agencias de internacionalización como el ICEX o algunas Cámaras de Comercio. 

Contratación

El capital humano es parte fundamental del éxito de las empresas. Por ello existen numerosas bonificaciones a las aportaciones empresariales a la Seguridad Social, así como ayudas a la contratación de personal investigador especializado y doctores como las ayudas Torres de Quevedo. 

Generalmente, las ayudas a la contratación suelen formar parte de proyectos que persiguen objetivos como la internacionalización o la I+D+i. 

Sostenibilidad o Economía Circular

Las ayudas de economía circular suelen situarse en ámbitos administrativos de Comunidad Autónoma o diputaciones debido a su necesaria cercanía a la realidad de la economía regional y local. 

El aprovechamiento de los recursos, así como su reciclado y re-valorización constituye uno de los elementos centrales de las estrategias europeas, nacionales y regionales de los países de la Unión Europea. No solo se realizan estas actuaciones por la necesidad de reducir el uso de recursos, sino que se realizan debido a que suponen ahorros de costes y ayudan a generar un tejido productivo más conectado, desarrollado e innovador.

Las actuaciones que suelen llevarse a cabo en este tipo de proyectos son, aunque no exclusivamente:

  • Prevención del uso de recursos en la fabricación.
  • Proyectos de implementación en el mercado de nuevos productos o servicios que mejoren sus prestaciones ambientales durante todo su ciclo de vida. 
  • Nuevos modelos de negocio que faciliten la eficiencia de los recursos (economía de servicios o colaborativa) y servicios bajo el esquema take-back.
  • Para ello, se suelen financiar estudios de prototipos de productos o modelos de negocio, y estudios sectoriales que promuevan la comunicación entre agrupaciones empresariales para impulsar actuaciones de economía circular donde se necesita mayor información entre empresas colaboradoras. 

En la siguiente tabla trataremos de dar cabida a las distintas ayudas que más relevancia e interés generan en las empresas. Esta tabla no tiene carácter exhaustivo, pero sí constituye una muestra representativa de como es el ecosistema de ayudas que permite a las empresas financiar determinados tipos de proyectos.

Ipsom Logo Negro_1

Hable con expertos e infórmese de las ayudas, subvenciones, préstamos, deducciones y facilidades que existen actualmente.

Cálculo de ayudas para instalaciones de autoconsumo en empresas